Alemania vuelve su mirada a México | Las noticias y análisis más importantes de América Latina |

Con la visita de Estado del presidente alemán, Frank-Walter Steinmeier, las relaciones entre México y Alemania despiertan de un período de letargo. Expertos consultados por destacan el «simbolismo» de la visita de Steinmeier, quien pisará suelo mexicano este lunes (19.09.2022) por la noche.

El martes se reúne con su homólogo, el presidente Andrés Manuel López Obrador, y con la alcaldesa capitalina y candidata presidencial, Claudia Sheinbaum. Luego hablará ante el Senado. Según fuentes diplomáticas, no está prevista una reunión con el canciller Marcelo Ebrard.

ojos en otra parte

“Ha habido mucho silencio últimamente en la relación bilateral”, señala Hans Blomeier, representante de la Fundación Demócrata Cristiana Konrad-Adenauer en México. Un silencio que atribuye en parte a la pandemia, pero también a otros temas que coparon la agenda político-mediática como la invasión rusa a Ucrania y sus dramáticas consecuencias para Alemania.

“Es bueno que se estén retomando los encuentros personales”, considera Blomeier. “La visita es una señal política de que México es importante para Alemania y la Unión Europea”, agrega.

Pero no solo Alemania ha puesto los ojos en otros lugares, advierte Lorena Ruano, del Centro de Investigación y Docencia Económicas. “México tampoco tiene entre sus prioridades la relación con Alemania o Europa”, según Ruano, quien actualmente vive en Madrid como investigador visitante en la Fundación Carolina.

Erosión de cimientos

Sin embargo, hay más en el olvido. En Alemania hay cierto asombro ante un gobierno mexicano que, con la llegada de López Obrador al poder en 2018, ha sacudido los cimientos de las relaciones bilaterales y se ha volcado hacia un nacionalpopulismo de izquierda. El medio ambiente, por ejemplo, que fue durante muchos años un tema estrella en la cooperación bilateral, ha sido relegado por este gobierno, que apuesta por los megaproyectos y los combustibles fósiles, y ha recortado el presupuesto ambiental. Este cambio también ha afectado a las inversiones alemanas en energías renovables.

Ruano también recuerda algunos «choques verbales» entre México y sus pares europeos. Desde España, por ejemplo, López Obrador exigió disculpas por la Conquista y llamó «ovejas» a los parlamentarios europeos cuando expresaron su preocupación por el asesinato de periodistas que ha llegado a niveles récord. Solo este año han muerto 15 periodistas, y la mayoría de estos asesinatos no han sido esclarecidos.

“La relación entre Europa y América Latina se basó en valores liberales y diálogos institucionalizados”, dice Ruano. “Y todo eso va al revés. Los valores europeos están en decadencia en los dos grandes países de América Latina: Brasil y México”, indica.

El renovado TLCUEM, el elefante en la habitación

A esto se le suma un elefante en la habitación que es el renovado tratado de libre comercio entre Europa y México (TLCUEM). Las negociaciones finalizaron en abril de 2020, pero el acuerdo aún no se ha firmado ni ratificado. Ambas partes se culpan mutuamente por el estancamiento. Blomeier lamenta el callejón sin salida. “Si no nos comprometemos, dejamos el campo abierto a China”, advierte. “Sería una pena, porque el tratado contribuiría mucho a revitalizar las relaciones”, recuerda Blomeier.

Con tantos puntos de fricción, Ruano, por su parte, no espera resultados concretos de la visita: «Creo que la visita es formal, tiene poca sustancia política, pero es un gesto simbólico». (Connecticut)

Read More: Alemania vuelve su mirada a México | Las noticias y análisis más importantes de América Latina |