Biden delega a Harris para asistir a investidura de Xiomara Castro

Además, viajarán el legislador demócrata Raúl Ruiz, ciudadano estadounidense nacido en México que representa a California en el Congreso en Washington desde 2013, y José Fernández, subsecretario de Crecimiento Económico, Energía y Medio Ambiente del Departamento de Estado.

Será el primer viaje oficial a Honduras de Harris, a quien Biden le ha encomendado resolver el problema de la migración descontrolada en la frontera entre Estados Unidos y México, en su mayoría de países centroamericanos.


Harris celebró la victoria de Castro, esposa del presidente izquierdista Manuel Zelaya, derrocado en 2009, en las elecciones del 28 de noviembre, lo que la convirtió en la primera mujer en ganar elecciones en Honduras en 200 años de independencia.

“Ayer llamé para felicitar a Xiomara Castro por su histórica victoria como la primera mujer presidenta de Honduras. Esperamos trabajar con el presidente electo Castro para aumentar las oportunidades económicas, combatir la corrupción y profundizar la asociación entre Estados Unidos y Honduras”. Harris tuiteó el 11 de diciembre.

Deberías leer:   Tres muertos y dos heridos tras accidente vehicular en Miami

Al día siguiente, el subsecretario de Estado de Seguridad Civil, Democracia y Derechos Humanos de Estados Unidos, Urza Zeya, llegó a Honduras para ofrecer el apoyo de Washington al futuro gobernante, en particular para combatir la corrupción y disuadir la emigración.


Castro, quien reemplazará al presidente Juan Orlando Hernández, aliado del dictador sandinista Daniel Ortega, está siendo severamente cuestionado por denuncias de narcotráfico en una corte de Nueva York, dijo a la AFP el mes pasado que buscará eliminar las regulaciones que en su opinión “han tapado toda la corrupción” de los últimos años.

Luego, subrayó que la migración “es uno de los temas centrales” de la relación con Estados Unidos. “La defensa de los derechos humanos, la seguridad de los migrantes, principalmente la de los niños y sus familias, es fundamental”, dijo.

Castro, de 62 años, admirador del chavismo en Venezuela, ganó las elecciones por abrumadora mayoría y ha prometido transformaciones económicas y sociales en Honduras, uno de los países más pobres del continente.

Deberías leer:   En los EE. UU., la reacción violenta a la era de los derechos civiles convirtió a las armas en un tercer raíl político