cuál es el precio del internet satelital de Elon Musk

Luego de unos meses de pruebas en distintas zonas de Chile, la Subsecretaría de Telecomunicaciones (Subtel) dio luz verde a la empresa de servicios de internet satelital, Starlink -propiedad del empresario Elon Musk- para que puede iniciar su oferta comercial en el país trasandino.

El proyecto opera gracias a la constelación de satélites de órbita baja de SpaceX y busca brindar conectividad a zonas rurales o lejos de las redes tradicionales, donde las infraestructuras de otras empresas de Internet no pueden llegar.

La autorización se aplica a cinco estaciones terrestres satelitales, solicitada por la empresa, que estará ubicada en Caldera, Coquimbo, San Clemente, Puerto Saavedra y Puerto Montt, infraestructura que permitirá a la empresa desplegar su servicio de banda ancha satelital.

El kit de instalación incluye todo lo necesario para conectar, desde la antena satelital hasta un enrutador con wifi y eso implica que, al menos en su etapa inicial, el servicio no es realmente accesible para todos.

Para contratar Starlink, el costo mensual del servicio asciende a 113 dólares (92.600 pesos chilenos o 20 mil pesos argentinos al valor del dólar azul). A esto hay que agregar el kit de instalación que asciende a 570 dólares (466,700 pesos chilenos) o unos 106 mil pesos.

Y aunque el equipo se paga una vez, la cuenta aún no está cerrada. A esto hay que sumarle el coste de envío. Tendrás que pagar 117 dólares (95,600 pesos chilenos) o 21.600 pesos argentinos, cotizados con el dólar azul.

Según el sitio de Starlink, el sistema está en beta, por lo que la velocidad de conexión podría fluctuar entre 50 y 150 megabits por segundo, con una latencia de entre 20 y 40 milisegundos. Todo está diseñado para que la velocidad de conexión mejore con el tiempo, a medida que aumenta el número de estaciones satelitales de la empresa.

Starlink realizó dos pruebas piloto de su conectividad en las localidades de Sotomó, en la Región de Los Lagos y en Caleta Sierra, en la Región de Coquimbo. El sistema, dependiente de la constelación de satélites de órbita baja que la empresa aeroespacial SpaceX, ha lanzado al espacio.

Deberías leer:   ¿El fin del iPhone? Afirman que Apple lo quiere reemplazar por este producto en 10 años

La constelación de satélites Starlink

Starlink, una división de SpaceX, la compañía aeroespacial de Elon Musk, utiliza una constelación de 1.700 pequeños satélites en órbita terrestre baja proporcionar acceso a Internet de banda ancha a los clientes en el terreno que tienen una antena de una empresa.

El sitio Satellitemap.space donde muestra los satélites Starlink en tiempo real.

El sitio Satellitemap.space donde muestra los satélites Starlink en tiempo real.

El plan de SpaceX cuando lanzó el proyecto estimaba que ya tenía una cobertura global en este mes de octubre. Esto se tradujo en tener 1.800 satélites en órbita para ofrecer una conexión de calidad en todo el mundo.

El objetivo es cubrir el planeta con conectividad de banda ancha asequible y confiable, con énfasis en comunidades en áreas remotas que tienen poco o ningún acceso a servicios de Internet, dice la compañía.

Starlink saldrá de la fase beta (prueba) en la que se encuentra actualmente en unas semanas, según ha indicado el propio CEO de la compañía. El servicio ofrece acceso temprano a su servicio de Internet basado en una red de satélites interconectados con el programa ‘Better than Nothing Beta’.

Deberías leer:   Un medio de Uruguay denuncia que Google censuró dos investigaciones: las retiró del buscador

SL