Erdogan lanza la «bomba humana» en la UE – EURACTIV.com

Erdogan lanza la «bomba humana» en la UE – EURACTIV.com


La situación en la frontera terrestre greco-turca empeoró dramáticamente el sábado (29 de febrero) tras la decisión oficial de Ankara de permitir que miles de migrantes ingresen al territorio de la UE.

Según los medios griegos, más de 4.000 personas han intentado en varias ocasiones cruzar la frontera de Evros en el noreste de Grecia y han sido detenidas por las fuerzas policiales griegas que utilizaron granadas de sonido y gases lacrimógenos.

Según los informes, los migrantes son llevados a la frontera griega en autobuses, de forma gratuita.

Un total de 66 personas han podido cruzar temporalmente la frontera desde el viernes y han sido arrestadas. El portavoz del gobierno griego, Stelios Petsas, dijo que, en contra de los argumentos de Ankara, ninguno de ellos provenía de la provincia de Idlib, en el norte de Siria.

El jueves (27 de febrero), las fuerzas del régimen sirio respaldadas por Moscú mataron a 34 tropas turcas en Idlib. Ankara dijo que el ataque había causado una nueva ola de refugiados que ahora Turquía no detendrá al tratar de llegar a la UE.

“¿Qué hicimos ayer (viernes)? Abrimos las puertas ”, dijo el sábado el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, en Estambul. “No cerraremos esas puertas … ¿Por qué? Porque la Unión Europea debería cumplir sus promesas ”, agregó sin más explicaciones.

La policía griega utilizó gases lacrimógenos para hacer retroceder a los inmigrantes. Sin embargo, los videos publicados por los medios griegos también muestran a los migrantes arrojando maderas incandescentes, piedras e incluso gases lacrimógenos hechos en Turquía contra las fuerzas policiales.

Erdoğan dijo que 30,000 inmigrantes estarían en la frontera de la UE el viernes.

Diario griego Kathimerini También publicó una imagen de gases lacrimógenos de origen turco.

En la frontera marítima entre Grecia y Turquía en el Egeo, 181 migrantes ingresaron al territorio griego desde Turquía el viernes.

Además, los inmigrantes y refugiados en el campo de refugiados de Moria, según informes, recibieron mensajes telefónicos la noche anterior sugiriendo que «se abrió la frontera y hay un barco en el puerto de Mytilene esperando para llevarte al continente griego». El remitente de este SMS aún se desconoce.

«Garantías» turcas

Mientras tanto, el alto representante de la política exterior de la UE, Josep Borrell, sostuvo conversaciones telefónicas con el ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlüt Cavusoğlu, quien le aseguró que Ankara se apegará a la Declaración UE-Turquía de marzo de 2016 en lo que respecta a los retornos de los migrantes.

El viernes, la Comisión dijo que la UE supone que Turquía respalda el acuerdo de 2016, ya que no ha dicho que lo abandone. La realidad del día siguiente sobre el terreno parece indicar que el acuerdo ya no funciona.

En este contexto, fuentes de la UE dijeron a EURACTIV que dependía de los estados miembros de la UE tomar una iniciativa, ya que la Declaración UE-Turquía fue firmada por el Consejo de la UE.

Sin embargo, aún no está claro si el alcance de la Declaración UE-Turquía se aplica a las fronteras terrestres además de las fronteras marítimas.

Las fuentes dijeron que la inconsistencia del gobierno turco plantea preocupaciones de «confiabilidad» y se preguntaron si Cavusoğlu había hablado con Erdogan antes de decir que Turquía abrió sus fronteras a los migrantes.

Grecia bloques OTAN declaración

Según fuentes diplomáticas citadas por el diario griego. A Vima, una discusión en la OTAN a nivel de representantes permanentes celebrada en Bruselas anoche no alcanzó un consenso para apoyar a Turquía, miembro de la OTAN, tras el ataque en Idlib.

Atenas solicitó incluir una referencia al respeto de la Declaración UE-Turquía sobre migración, una adición a la que los Estados Unidos, el Reino Unido, Francia y Alemania se opusieron firmemente.

Turquía ha pedido un mayor apoyo de la OTAN, principalmente a nivel de inteligencia, y la imposición de una zona de exclusión aérea en Idlib.

Sin tensiones en la frontera búlgara

La situación en la frontera búlgara sigue siendo tranquila, aunque los migrantes tienen la opción de cruzar la frontera terrestre hacia Bulgaria o Grecia. Las imágenes de televisión mostraron a los refugiados diciendo que se les había dicho que ir a Bulgaria estaba «prohibido» y que se les había dicho que fueran a Grecia.

El primer ministro búlgaro, Boyko Borissov, habló por teléfono con Erdogan y se reunirá con él el lunes. Hablando en la ciudad búlgara de Plovdiv, Borissov dijo que su país había sido el que más apoyaba a Turquía en la reunión de la OTAN, y que por eso no había presión migratoria sobre Bulgaria.

También dijo que hasta las 22.30 del viernes hubo una discusión para liberar fondos para Turquía con los Presidentes del Consejo y la Comisión. Dijo que no estaba autorizado para hablar, pero que se canalizarían grandes cantidades a través de la Media Luna Roja en apoyo de Turquía.

«Estoy preparando un gran [international] reunión en Bulgaria «, dijo Borissov, sin dar más detalles.

“El lunes me reuniré con Erdogan y acordaré sus condiciones. En los próximos días les diré lo que haremos aquí en Bulgaria para resolver este problema a largo plazo, sobre el regreso de los migrantes, sobre las acciones militares en Siria, sobre el papel de la OTAN «, dijo Borissov.

El primer ministro búlgaro ha actuado como defensor de Erdogan en la UE durante muchos años. En 2018 ayudó a organizar una reunión de alto nivel entre la UE y Turquía con Erdogan, a pesar de las tensiones por la perforación turca en la zona económica de Chipre.

Borissov dice que se debe celebrar la cumbre de Varna con Erdogan

El primer ministro búlgaro, Boyko Borissov, ha insinuado que la «reunión de líderes» planeada con el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, debe continuar, a pesar de las condiciones impuestas por Chipre en febrero, dijo su servicio de prensa el jueves (22 de marzo).

[Edited by Zoran Radosavljevic]