La derecha quiere un sistema presidencialista y la centroizquierda se une

la campaña electoral saltó a la acción de cara a las elecciones generales anticipadas del 25 de septiembre, en las que las encuestas prevén una gran victoria para los partidos de centro-derecha. Hoy, después de arduas negociaciones, el Partido Demócrata y el movimiento Acción anunció un pacto de coalición centro izquierda.

Los derechos son más avanzados y propuestos. los principales puntos programáticosentre los que se destaca presidencialismo.

Otro evento importante tuvo lugar durante el día. Ante los anuncios de que el gobierno de dimisión de Mario Draghi, que maneja los asuntos de actualidad, podría intentar privatizar la nueva aerolínea de bandera, Llamada ITAque reemplazó a Alitalia, el candidato a primer ministro del principal partido “destra”, Giorgia Meloni, lanzó una alarmada advertencia al primer ministro.

En un comunicado, Meloni dijo que «mi deseo es que el primer ministro Draghi rechace la hipótesis de aceleración de la venta de ITA a Lufthansa”, la aerolínea alemana.

La «parada» de Meloni registra el primer contacto, con chispas, entre los partidos que están en campaña electoral y el Gobierno de Draghi, que dejará el Ejecutivo en octubre a las fuerzas políticas que ganen las elecciones.

Las encuestas indican una cómoda victoria para la derecha, que podría reunir el 45-47% de los votos, mientras que el centroizquierda estaría por debajo del 40%. A los Hermanos de Italia de Giorgia Meloni se les asigna el 24-25% de las preferencias, el 13,5% a la Liga de Matteo Salvini y el 8,8% a Forza Italia de Silvio Berlusconi.

Meloni explica en su convocatoria que «lo que nos hizo dar un brinco en las sillas es que la venta de ITA la haría el gobierno que ha dimitido y sólo puede ocuparse de la actualidad, y esto no es». El candidato a primer ministro señala que “tras las elecciones del 25 de septiembre Todo puede cambiar y el relanzamiento de nuestra empresa bandera lo va a cuidar quien gobierne”.

Agregó que “hemos enfrentado importantes sacrificios para reducir costos y ahora debemos evaluar cuidadosamente la presencia del Estado en la empresa y la participación accionaria de otros socios”.

La declaración del líder de la el mayor y más derechista de los partidos de la coalición puede provocar un revoltijo en las negociaciones. El Ministerio de Economía considera que la más interesante de las ofertas es la del grupo alemán Lufthansa, que ofreció 850 millones de euros por el 80% de la nueva aerolínea de bandera italiana.

El acuerdo de los «siniestros»

Al anunciar el acuerdo de la «sinistra» moderada, los líderes del Partido Democrático (23,8% en las encuestas) encabezado por Enrico Letta y Carlo Calenda de Acción+Europa (6%), afirmaron que «nos reconocemos en los métodos y la acción del gobierno de Mario Draghi, que dimitió el pasado 21 de julio tras enfrentamientos con varios partidos de la coalición de unidad nacional.

“Los partidos que han provocado su caída tener una gran responsabilidad ante el país y Europa”, reza el acuerdo.

Ambos dijeron que dieron máxima prioridad a la aprobación de leyes de derechos civiles y una ley que otorgaría más rápidamente la ciudadanía a niños nacidos en Italiahijos de inmigrantes.

Letta y Calenda acordaron repartir la totalidad de las asociaciones uninominales, que suponen el 30% del total de escaños en juego en diputados y senadores, dando un 70% al Partido Demócrata y un 30% a Acción+Europa.

Letta anunció que «la relación entre el Partido Demócrata y otras listas con las que tenemos una relación fundamental sigue siendo fuerte». Especialistas señalan que a menos que la alianza recibir otras contribucionesun plan para «empatar» las elecciones o conseguir un número de senadores que bloqueen las iniciativas del gobierno de derecha no funcionará.

Sistema presidencial

La coalición de centroderecha prepara rápidamente su programa, en el que destaca la propuesta de ley constitucional que establece un sistema presidencial en Italia.

En Europa sólo hay un país con sistema presidencial, que es Francia. Fue implantado por el general Charles De Gaulle cuando era jefe de un gobierno de posguerra. Ha dado buenos resultados.

El sistema concede la mayoría de los poderes en el presidente de la República, quien cumple un mandato que fue de siete años y ahora es de cinco.

Luego de la elección del Presidente de la República por voto popular, como sucedió recientemente, dos semanas después, se vuelven a realizar votaciones en elecciones legislativas que eligen a los diputados y senadores que dan vida a un nuevo gobierno, el cual es juramentado ante el Presidente de la República. La republica .

Hermanos de Italia, el partido de extrema derecha que cuenta con mayor respaldo electoral, ha sido durante años el impulsor de una ley constitucional para introducir el presidencialismo en Italia. El momento de proponerlo es ahora, sí, como muestran los números, la derecha triunfará en las elecciones del 25 de septiembre y Giorgia Meloni, su secretaria general, es elegida primera ministra.

Roma, corresponsal

ap