La enorme oportunidad para que El Tata Martino elimine a Argentina

Lo mejor de la noche fue que no perdieron, que, estupendamente bien, Guillermo Ochoa detiene un penalti de Robert Lewandowski eso podría hundir a un equipo mexicano que, si bien mejora, mucho se debe a las carencias del rival.

También hubo carencias del mexicano, errores puntuales en la zona baja, un mediocampo con Héctor Herrera animándolo y sin correcta creación en la zona de definición.

Lazo que sabe poco, muy poco. Debilidad del rival, de fortaleza media europea, muy lejos de los equipos de élite de un continente que suele mostrar fortaleza futbolística a raudales, aunque ni Polonia ni Gales —de momento— pueden considerarse como equipos que vayan a hacer daño a los grandes.

Gerardo Martín aApuesto por experiencia, que en el Mundial jugarían en el primer partido, como titulares, futbolistas de renombre, con mucha trayectoria.

No fue así. Más de medio equipo debutó en un Mundial: Jorge Sánchez, Luis Chávez, Alexis Vega, César Montes y Henry Martín como titulares y en los cambios Carlos Rodríguez, Uriel Antuna.

El cambio generacional se produjo sin querer, sin avisar ni pensar en ello.

Tata Martino sumó su sexto partido en un Mundial, como técnico, y solo ha ganado una vez; Fue ante Chile, en Sudáfrica 2010. Todos los demás: cuatro empates y una derrota.

No es un buen resultado empatar contra esta miseria polaca, y menos con el drama argentino, porque antes de todo esto estuvo el ridículo monumental del Mundial.

La Albiceleste: petulante, engreída, con gol a favor minimizaba al rival, nada más erróneo que asumir la victoria ante los árabes, un equipo con mucho sentido, bien dirigido y estupendamente bien preparado físicamente.

A los saudíes les bastó darse cuenta de esto y atacaron al adversario; pocas llegadas, pero efectivas, disputando cada uno de los balones como si fuera el último que jugarían en su carrera. Un ejemplo de humildad y solidaridad en el campo.

Los detractores de Guillermo Ochoa deben esconder la cabeza como avestruz. Memo ha sido la figura mexicana en los Mundiales de Brasil 2014, Rusia 2018 y lo que hizo ayer fue magnífico, fuera de lo común. No hay mejor arquero en la historia del fútbol mexicano que él, merecedor de completar cinco mundiales con la selección.

Merecido triunfo árabe que lleva al límite a la Argentina, a ganar o morir ante México. La gran oportunidad de Martino de eliminar a su país, eso sería lo único que legitimaría a un entrenador que fue contratado para llegar al quinto partido, ese tan lejano ahora, pero con un resultado así, derrotando a su nación natal, le daría un cartel enorme, el perdido durante tanto tiempo; Es más, sería un golpe a la credibilidad de la honestidad en el fútbol que un entrenador de un país dejara fuera a su propio equipo.

POR GERARDO VELÁZQUEZ DE LEÓN

COLABORADOR

@gvlo2008

MAÍZ

Continuar leyendo: La enorme oportunidad para que El Tata Martino elimine a Argentina