La salud del primer ministro Johnson empeora, llevada a cuidados intensivos


Boris Johnson ingresó en cuidados intensivos el lunes por la noche (6 de abril) después de que sus síntomas de coronavirus empeoraron.

El primer ministro del Reino Unido, que ha estado sufriendo de coronavirus durante los últimos diez días, fue ingresado en el hospital el domingo después de sufrir una temperatura alta persistente y tos, pero ahora está siendo atendido en la unidad de cuidados intensivos del hospital de St Thomas en Londres.

Una declaración del gobierno agregó que el Primer Ministro todavía estaba consciente y que su admisión fue precautoria. No requiere un ventilador.

«En el transcurso de esta tarde, la condición del primer ministro ha empeorado y, por consejo de su equipo médico, fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos en el hospital», dijo un portavoz del gobierno.

Más temprano el lunes, Johnson continuó trabajando desde el hospital y tuiteó que estaba «de buen humor y manteniéndose en contacto con mi equipo, mientras trabajamos juntos para combatir este virus».

La prometida de Johnson, Carrie Symonds, que está embarazada, también se aísla a sí misma después de sufrir síntomas de coronavirus.

Antes de ingresar al hospital, Johnson ordenó al Secretario de Relaciones Exteriores, Dominic Raab, que lo sustituya «cuando sea necesario» y que se haga cargo de la respuesta del gobierno a la epidemia de coronavirus.