Las empresas pueden deducir los gastos de comida con los clientes.

Tiempo de sueños EXPANSIÓN

“Por su propia naturaleza y características persiguen un resultado indirecto y futuro”, por lo que pueden correlacionarse con los ingresos, según la Corte Suprema.

La Corte Suprema (TS) establece que gastos de relaciones públicas con clientes y proveedores, promocionales y regalos a los clientes o para los empleados de la empresa son deducibles en el Impuesto corporativo. La sentencia contraviene la c

Para seguir leyendo conviértete en Premium

Primeros 2 meses por 1 €

y disfruta de dos meses de acceso a Audible, El servicio de podcasts y audiolibros de Amazon

¿Ya eres Premium? Embellecer

Ernesto Calderon se dedica a todas las noticias de España para Es de Latino.

Deberías leer:   El paro en el sector sanitario en España cae un 3,1% en septiembre