Los ucranianos en Polonia | El Heraldo de México

Los ucranianos en Polonia | El Heraldo de México

varsovia. Apenas se notan. Si no fuera por el acento que se detecta cuando hablan, podrían confundirse fácilmente con los polacos. Los polacos y los ucranianos nos parecemos tanto que algunos periodistas extranjeros que vienen aquí se preguntan dónde están los ucranianos porque al principio no pueden distinguirlos. Más allá de los puntos de recepción establecidos en la frontera polaco-ucraniana y en todas las regiones de Polonia, los ucranianos parecen diluirse entre los polacos.

Pero aquí están, presentes no solo físicamente, sino también a través de las banderas ucranianas visibles en muchos lugares y los cambios en la vida diaria polaca tras su llegada. Las explicaciones en ucraniano se encuentran en casi todos los espacios públicos de Polonia, en aeropuertos, estaciones de tren y autobús, en el transporte público, en instituciones polacas e incluso en museos. Hay más comida ucraniana en los restaurantes y bares caseros, donde las mujeres ucranianas que a menudo encuentran trabajo allí preparan platos de su país.

Deberías leer:   Betsabeé Romero y su arte contra las fronteras

Incluso los populares pierogi polacos de papa, queso y cebolla, una vez conocidos como “pierogi rusos”, comenzaron a llamarse “pierogi ucranianos” en muchos lugares, debido a la ira de los polacos por la invasión rusa.

Se estima que, hoy en Polonia, hay alrededor de 3,37 millones de ucranianos, de los cuales el 69% se encuentran en las principales áreas metropolitanas del país. En algunas grandes ciudades, los ucranianos equivalen a una cuarta o quinta parte de sus habitantes. Este es el caso, por ejemplo, de Wroclaw (28 %), Gdansk (24 %), Cracovia (19 %) y Varsovia (16 %), como reveló recientemente una investigación de la Unión de Metrópolis Polacas.

Deberías leer:   Beca Benito Juárez: ¿En qué fecha se reanudan los depósitos a estudiantes en 2022?

No todos los ucranianos en Polonia son refugiados por origen. Ya antes de la guerra, entre 1,3 y 1,5 millones vivían aquí con permisos de trabajo temporales en la construcción y la agricultura, en su mayoría hombres. Desde el 24 de febrero, cuando comenzó la guerra, han llegado a Polonia desde Ucrania unos cinco millones de personas, principalmente mujeres y niños. Hasta el momento unos tres millones han cruzado la frontera de Polonia a Ucrania, aunque no necesariamente cada número signifique el regreso.

La más notoria es que desde el inicio de la guerra alrededor de 1,1 millones de refugiados, mitad mujeres, mitad niños, recibieron el número PESEL (la CURP polaca) que les autoriza a tener acceso a trabajo, servicios de salud, asistencia social y educación. . Más de 180.000 mujeres de este colectivo ya han encontrado trabajo en los sectores de la restauración, la hostelería, la limpieza y la educación. Además, se estima que medio millón de niños ucranianos estudiarán en escuelas polacas a partir de septiembre de este año.

Deberías leer:   Edomex: Morena débil; peligra alianza opositora

Los ucranianos son un gran desafío para Polonia, un país de 38 millones de habitantes cuya población creció repentinamente un 8%. Lo bueno es que de momento no hay signos visibles de cansancio o rechazo. Todo lo contrario. Hay una gran solidaridad y todo el mundo está centrado en ayudar, o al menos en no entorpecer.

POR LA BENDITA WOJNA
PROFESOR DE RELACIONES INTERNACIONALES, TECNOLÓGICO DE MONTERREY
@BEATAWOJNA

COCHE

Sigue leyendo:

Ucrania en la Unión Europea

Argentina y Chile en lugar de México

Ucrania en Davos

Continuar leyendo: Los ucranianos en Polonia | El Heraldo de México