Polémica en San Luis por una fiesta sin protocolos organizada por un grupo de maestros

En medio de la inminente reunión entre el presidente Alberto Fernández y el titular del Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, debido al significativo incremento de casos de coronavirus en los últimos días, la polémica fue desencadenada por un fiesta organizada por un grupo de profesores en la provincia de San Luis, sin respetar ningún tipo de protocolo.

Al acto, que tuvo lugar el pasado sábado en un salón ubicado en la localidad de Potrero de los Funes, asistieron aproximadamente entre 50 y 60 profesores del colegio público nº 3 Madre Teresa de Calcuta, para conmemorar el aniversario del establecimiento educativo.

La fiesta no fue denunciada por los vecinos, sino que se viralizó luego de que los propios protagonistas publicaran videos en sus redes sociales donde era evidente que no se mantuvo la distancia social y no se usaron correas para la barbilla.

Lejos de ser un caso aislado, el 19 de marzo ocurrió una situación similar en el colegio privado Santo Tomás de Aquino de la ciudad de San Luis. Para celebrar el 60 aniversario del instituto, el autoridades, maestros e incluso el cura asistieron a una fiesta.

Mientras tanto, los padres de los estudiantes se enteraron del evento hace apenas una semana. Eso es todo, frente a varios casos positivos de Covid-19 entre profesoresComenzaron a circular rumores de la fiesta. Si bien, en un principio, los dirigentes no se expresaron al respecto, ante la presión terminaron confirmando la celebración a través de un comunicado oficial.

Sin embargo, la decana del colegio, Liliana De La Vega, dijo el pasado domingo que se trataba de “un encuentro cordial”. A su vez, todo el personal que llegó al sitio se vio obligado a aislarse durante 10 días como medida preventiva.

“Pandemias, fiestas clandestinas y escuelas. Los padres incluso fueron multados porque sus hijos participaron en un intento de la UPD, pero en el marco de las celebraciones del 60 aniversario de la escuela de Santo Tomás, luego de la tradicional misa, se organizó una fiesta clandestina para decirlo legalmente. entre los mismos maestros de escuela y sacerdotes “, explicó un grupo de padres de alumnos de la escuela al portal de noticias La Gaceta.

Y prosiguió: “No hubiera pasado nada de no ser por el gran número de profesores, profesor de música, de educación física, de 1º, de 3º, etc. con COVID-19 positivo. Hasta tal punto que el director de Educación Secundaria se vio obligado a definir responsabilidades y señaló estas celebraciones en una convocatoria a los tutores, dejando claro que la fiesta no se organizó en el nivel secundario sino que la responsabilidad es en el nivel primario.

Este miércoles, los casos registrados por el coronavirus fueron 16,056, que representa la cifra más alta desde octubre de 2020. De ese total, 203 se ubicaron en la provincia de San Luis, que también sufrió cinco de 124 muertes por el virus.

DB

Noticia de Argentina