Una enfermera de la UCI en EEUU es una de las primeras personas en recibir la vacuna contra el COVID-19

Se ha inyectado la primera vacuna contra el coronavirus aprobada por el gobierno estadounidense en el brazo de un ciudadano.

Su nombre es, Sandra Lindsay, es una enfermera de la unidad de cuidados intensivos que ha estado en la primera línea de la batalla contra el virus, fue aplaudida momentos después de que le inyectaran la primera dosis en el brazo izquierdo.

Lindsay comenta que: “Me siento esperanzada hoy, aliviada”, en dicho acontecimiento transmitido en vivo el momento histórico . 

Por igual, la lucha está lejos de terminar.

Ya que, la mayoría de los estadounidenses no recibirán las vacunas hasta el próximo año. Y llevará algún tiempo hacer algún alivio extenso en una pandemia que está matando a miles de personas en los EE. UU.

Los trabajadores médicos seguirán luchando para distribuir la vacuna en las zonas rurales, y tratar de convencer a los escépticos del público de que las vacunas son seguras.