China-Taiwán: temor a crisis de seguridad en países asiáticos | El mundo |

Los ejercicios militares de China frente a la costa de Taiwán están poniendo nerviosos a los países asiáticos preocupados por el aumento de las tensiones y la posible inestabilidad en la región.

Durante una reunión de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) en la capital camboyana, Phnom Penh, los cancilleres pidieron «máxima moderación» y advirtieron que los simulacros podrían «llevar a errores de cálculo, confrontaciones graves, conflictos abiertos y consecuencias impredecibles entre grandes poderes».

Los simulacros comenzaron inmediatamente después de que Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de EE. UU., hiciera una visita de 19 horas a Taiwán, lo que enfureció a Beijing, que considera que Taiwán es territorio chino.

Misiles aterrizan en la ZEE de Japón

Funcionarios japoneses informaron que cinco de los misiles chinos lanzados durante los simulacros terminaron en aguas de la Zona Económica Exclusiva (ZEE) de Japón cerca de Okinawa, donde también están estacionadas las tropas estadounidenses.

«El hecho de que los chinos hayan lanzado cinco misiles en la ZEE de Japón es una clara advertencia para Japón, ya que se ha convertido en un partidario abierto de Taiwán», dijo Bonnie Glaser, directora del programa de Asia del German Marshall Fund.

El mensaje de Beijing a Tokio, dijo Glaser, es que «si hubiera una crisis, China tendría la capacidad de atacar a Taiwán y Japón. Piensan (en China) que Japón debería dejar de interferir en los asuntos internos de China».

Pelosi se reunió con el primer ministro japonés, Fumio Kishida, después de que Japón firmara una declaración conjunta entre la UE y el G7 en la que pedía a China que se abstuviera de realizar «acciones militares agresivas» en el Estrecho de Taiwán.

En respuesta, Beijing canceló una reunión planificada entre el Ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, y su homólogo japonés, Yoshimasa Hayashi, al margen de la conferencia de la ASEAN.

Wang y el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, abandonaron un discurso del ministro japonés ante la ASEAN. Diplomáticos de Japón, China y Rusia fueron invitados a la conferencia de la ASEAN.

Yoichi Shimada, profesor de relaciones internacionales en la Universidad de la Prefectura de Fukui en Japón, dijo a que las acciones de China y Rusia fueron intrascendentes.

«Esto me dice cuánto miedo tienen muchos países de la región de China», dijo.

“El presidente de Corea del Sur ni siquiera se reunió en persona con Pelosi cuando estuvo en Seúl, obviamente por temor a la reacción de Pekín, y los gobiernos del sudeste asiático también actuaron con gestos de debilidad”, agregó.

Japón aumentará el gasto en defensa

Tokio es consciente de que si estalla un conflicto por el Estrecho de Taiwán, Japón se verá involucrado debido a la proximidad geográfica y las bases militares estadounidenses en Okinawa y otras partes de Japón.

Akitoshi Miyashita, profesor de relaciones internacionales en la Universidad Internacional de Tokio, dijo que la agresión de China hacia Taiwán estaba aumentando las tensiones y que, en el futuro previsible, es probable que los gobiernos aumenten el gasto militar.

“Los países de la región pueden ver lo que está sucediendo en Ucrania y temer que algo similar pueda suceder en Taiwán”, dijo.

“Esto significa que los gobiernos están más dispuestos a gastar en defensa, a estar preparados para los desafíos de seguridad que puedan enfrentar, y eso significa efectivamente una carrera armamentista”, agregó.

De hecho, ya hay pruebas de que está ocurriendo. Los medios japoneses informaron que el Ministerio de Defensa buscará un presupuesto récord de 40.340 millones de euros para el próximo año fiscal, y gran parte del gasto se destinará a proyectos espaciales y de ciberseguridad.

También hay planes para desarrollar y desplegar nuevas generaciones de misiles antiaéreos y antibuques en las islas de Okinawa, a solo un par de cientos de kilómetros de Taiwán.

El ejército japonés también está invirtiendo fuertemente en el desarrollo de drones de próxima generación, que han demostrado su valía en Ucrania.

(rmr/vt)

Read More: China-Taiwán: temor a crisis de seguridad en países asiáticos | El mundo |