¿Cómo funciona un sistema de aire acondicionado? | Tecnología

Probablemente tengas un aire acondicionado en tu hogar, te vamos a explicar cómo funciona este equipo para que sepas qué está pasando cuando lo enciendes.

Es verano, hace calor y los aires acondicionados se han convertido en los mejores amigos de muchas familias. Teniendo en cuenta esta situación, es más que probable que en algún momento de tu vida te hayas preguntado sobre el funcionamiento de este equipo diseñado para refrescar los hogares en verano.

Si te has preguntado cómo funciona un sistema de aire acondicionado, estas líneas te interesarán. Vamos a ver en detalle su funcionamiento para que no tengas la menor duda a la hora de encender este equipo en tu hogar. Lo primero que hay que aclarar es que los sistemas de aire acondicionado extraen el calor de los camarotes utilizando gases refrigerantes en un ciclo frigorífico..

Partiendo de esta base tenemos nuevos conceptos que vamos a ir explicando poco a poco. Los camarotes son las estancias en las que se instalan estos aires acondicionados y, aunque lo normal es ver solo el equipo instalado en el interior, va ligado a la unidad exterior y un termostato.

La unidad exterior es la que alberga el compresor y el condensador donde el gas refrigerante cambia de estado gaseoso a estado líquido y, además, hay una válvula que se utiliza como vía de escape del aire caliente hacia el exterior. Ahora vamos a ver los estados por los que pasa el aire acondicionado.

Al encender el aire acondicionado en una habitación, lo que sucede es que todo el aire caliente es absorbido y pasa a las tuberías de refrigeración, por las cuales circula el líquido refrigerante, al hacer esto el aire del interior de la habitación se enfría por contacto y cuando ya está frío se devuelve a la habitación para enfriarlo.

¿Qué pasa con el refrigerante? Continúa su camino hacia los tubos del enfriador, convirtiéndose en gas, y lo que hace es seguir recogiendo el calor que aún queda en el interior del circuito y cuyo destino es ir a la unidad exterior donde este calor será expulsado al exterior gracias al hecho de que el líquido cambia de su estado gaseoso a líquido.

El ciclo reproduce constantemente lo que hace funcionar un aire acondicionado y enfriar las diferentes estancias, expulsando el calor al exterior a través de la unidad exterior. En definitiva, el intercambio de calor entre el aire caliente y el refrigerante es el responsable de todo, además, el cambio de estado de este líquido ayuda a extraer calor del aire.

Con información de Telam, Reuters y AP