Tornados y temores de coronavirus impactan la votación del súper martes en algunos estados



Los tornados mortales noquearon los lugares de votación en Tennessee, mientras que los temores sobre el coronavirus dejaron a algunos lugares de votación en California y Texas por debajo de los trabajadores electorales mientras la votación del Súper Martes estaba en marcha en todo el país.

Los informes dispersos de los lugares de votación que se abren tarde, el mal funcionamiento de las máquinas o el abandono de las listas de votantes empañaron temporalmente la votación en algunos de los 14 estados que votaron el martes, pero no hubo informes de votantes que no pudieron emitir un voto o infracciones de seguridad.

Solo unas horas antes de que se abrieran las encuestas en Tennessee, los tornados arrasaron partes del estado, destruyendo al menos 140 edificios y matando al menos 22. Con más de una docena de centros de votación en el condado Davidson de Nashville dañados, los votantes fueron enviados a otros lugares, donde algunos de ellos encontraron largas colas. Los grupos de derechos de voto instaron a los funcionarios estatales a extender el horario de votación.

La votación tuvo un comienzo lento en el condado de Travis, Texas, porque muchos trabajadores electorales no se presentaron, y algunos mencionaron temores de contraer el coronavirus, según la oficina del secretario del condado. La oficina de elecciones dice que comenzó a implementar procedimientos de emergencia, con el personal de elecciones y otros empleados llenándose como trabajadores electorales.

Otro condado, en California, abordó las preocupaciones sobre el coronavirus enviando botellas de desinfectante para manos a los lugares de votación y pidiendo a los trabajadores electorales que publicaran volantes del departamento de salud pública sobre cómo evitar la propagación del virus.

Jesse Salinas, el principal funcionario electoral en el condado de Yolo, justo al oeste de Sacramento, dijo que aproximadamente el 10% de los trabajadores electorales se retiró en el último minuto, y señaló las preocupaciones sobre el virus. Dijo que eso es casi el doble de lo normal para una elección, y envió a su equipo a buscar reemplazos.

«Esperamos que las personas mantengan la calma y sigan participando en el proceso electoral», dijo Salinas.

El súper martes marcó la primera prueba de seguridad importante desde las elecciones de mitad de período de 2018, y los funcionarios electorales estatales y locales dijeron que están preparados para lidiar con todo, desde problemas de equipo hasta información falsa sobre el coronavirus.

Los estados han estado compitiendo para apuntalar las defensas de ciberseguridad, reemplazar los equipos de votación obsoletos y vulnerables, y entrenar para los peores escenarios, desde que quedó claro que Rusia había lanzado un esfuerzo radical y sistemático para interferir en las elecciones presidenciales de 2016. Funcionarios estadounidenses dijeron que estaban en alerta y listos para responder a cualquier esfuerzo por interrumpir las elecciones de 2020.

Las bases de datos de archivos de votantes disminuyeron brevemente en algunos condados de California, Texas y otros lugares, pero el acceso se restableció con relativa rapidez. Christopher Krebs, director de la Agencia de Seguridad de Infraestructura y Ciberseguridad, describió los problemas técnicos como «I.T. intermitente problemas «que ya se habían resuelto.

«Todos los sistemas están respaldados en línea», dijo. «No tenemos conocimiento de ningún problema persistente a largo plazo asociado con la infraestructura electoral de los Estados Unidos en este momento».

En Minnesota, una herramienta de búsqueda de encuestas en el sitio web de la secretaria de estado estuvo brevemente inaccesible el martes. Los republicanos lloraron cuando los visitantes del sitio fueron redirigidos a un sitio web de izquierda que también proporcionó información sobre los lugares de votación. El secretario de Estado Steve Simon dijo que un miembro del personal se había vinculado al sitio partidista en lo que llamó «un serio error de juicio».

No estaba claro de inmediato por qué el buscador de encuestas no era accesible. Simon dijo que no había evidencia de que los sistemas de votación del estado fueran pirateados o interferidos, pero su oficina no respondió de inmediato a un mensaje de The Associated Press sobre el motivo del corte del sitio web.

Los jefes de inteligencia de EE. UU. Advirtieron que la interferencia extranjera sigue siendo una amenaza para las elecciones de 2020, pero la agencia nacional que supervisa la seguridad electoral dijo el martes que no había detectado ningún aumento notable en la información errónea por parte de naciones extranjeras o ataques selectivos a los equipos de votación durante las primeras horas de votando en todo el país.

La agencia dice que ha tomado medidas desde las elecciones de 2016 para mejorar la seguridad general y desarrollar una mejor coordinación con los funcionarios electorales estatales y locales, y elogió a las autoridades en Tennessee por hacer rápidamente planes de contingencia para ayudar a los votantes en áreas devastadas por el mal tiempo en ese estado. .

En ese estado, los funcionarios electorales se apresuraron para asegurarse de que la gente aún pudiera emitir su voto. El alcalde de Nashville, John Cooper, dijo que se organizaron sitios alternativos para 15 lugares de votación de los 169 recintos en el área combinada de la ciudad y el condado de Nashville.

El administrador de elecciones del condado de Davidson, Jeff Roberts, dijo que los votantes de cualquier parte del condado pueden ir a dos supuestos «superesitios» para emitir su voto. La ruta a esos sitios es una vía principal que no está cerrada debido a daños, dijo.

Algunos centros de votación en los condados de Nashville y Davidson y Wilson abrieron una hora tarde, pero todavía estaban programados para cerrar a las 8 p.m. EST según lo programado, dijo el secretario de Estado Tre Hargett. El Comité de Abogados para los Derechos Civiles Bajo la Ley hizo un llamado a los funcionarios de Tennessee para extender la votación en las elecciones primarias al menos hasta el final de la semana en ciertas partes de Tennessee afectadas por las tormentas.

Los fuertes vientos también interrumpieron brevemente la votación en el centro de Alabama. En el condado rural de Bibb, al suroeste de Birmingham, las alertas de los teléfonos celulares comenzaron a emitirse con una advertencia de tornado alrededor de las 6:45 a.m., justo cuando los trabajadores electorales se preparaban para abrir un centro de votación en un centro para personas mayores, dijo la voluntaria Gwen Thompson.

La tormenta dejó sin electricidad, dijo, pero las dos máquinas de votación electrónicas del recinto tenían baterías de respaldo y algunas personas habían emitido su voto menos de una hora después.

«Estamos votando con una linterna», dijo Thompson.

Cassidy informó desde Atlanta.

Los escritores de Associated Press Frank Bajak en Boston, Jill Bleed en Little Rock, Arkansas, Jake Bleiberg en Dallas, Kate Brumback en Atlanta, Ben Fox y Eric Tucker en Washington, DC, Doug Glass en Minneapolis, Jonathan Mattise en Nashville y Jay Reeves en Birmingham , Alabama, y ​​contribuyó a este informe.