Cada misión a Marte en una visualización

En el mundo instantáneo y altamente conectado de hoy, tenemos acceso a una gran cantidad de información al alcance de la mano.

Históricamente, sin embargo, esto no siempre ha sido así.

Viaje en el tiempo hace apenas 20 años, hasta 2002, y se daría cuenta de que la gran mayoría de la gente seguía esperando el periódico o el noticiero de la noche para ayudar a llenar el vacío de información.

De hecho, durante la mayor parte de 2002, Google estuvo rezagado en participación de mercado de motores de búsqueda detrás de Yahoo! y MSN. Mientras tanto, las primeras encarnaciones de las redes sociales (MySpace, Friendster, etc.) apenas comenzaban a aparecer en línea, y Facebook, YouTube, Twitter y el iPhone aún no existían.

Las olas de los medios hasta ahora

De vez en cuando, la forma dominante de comunicación se ve alterada por nuevos desarrollos tecnológicos y preferencias sociales cambiantes.

Estas transiciones parecen estar ocurriendo más rápido con el tiempo, alineándose con el progreso acelerado de la tecnología.

  • Proto-Medios (50,000+ años)
    Los humanos solo podían difundir su mensaje a través de la actividad humana. El habla, la tradición oral y el texto escrito a mano eran los medios más comunes para transmitir un mensaje.
  • Medios analógicos y digitales tempranos (1430-2004)
    La invención de la imprenta, y más tarde la radio, la televisión y la computadora abren poderosas formas de comunicación unidireccional y barata para las masas.
  • Medios conectados (2004-actual)
    El nacimiento de la Web 2.0 y las redes sociales posibilita la participación y creación de contenidos para todos. Un tweet, publicación de blog o video de TikTok de cualquier persona puede volverse viral y llegar a todo el mundo.

Cada nueva ola de medios viene con sus propios pros y contras.

Por ejemplo, Connected Media fue un gran paso adelante ya que permitió que todos fueran parte de la conversación. Por otro lado, los algoritmos y la gran cantidad de contenido para filtrar también han creado muchas desventajas. Para nombrar solo algunos problemas con los medios hoy en día: filtros de burbujas, sensacionalismo, clickbait, etc.

Antes de sumergirnos en lo que creemos que es la próxima ola de medios, primero analicemos los atributos y problemas comunes con las olas anteriores.

Wave Zero: Proto-Medios

Antes de la primera ola de medios, amplificar un mensaje requería devoción y toda una vida.

Agregue el hecho de que incluso en el año 1500, solo el 4% de los ciudadanos del mundo vivían en ciudades, y puede ver lo difícil que sería comunicarse de manera efectiva con las masas durante esta era.

O, para pintar una imagen más vívida de cómo eran los proto-medios: la información solo podía viajar tan rápido como la velocidad de un caballo.

Ola 1: medios analógicos y digitales tempranos

En esta primera ola, los nuevos avances tecnológicos permitieron la comunicación a gran escala por primera vez en la historia.

Periódicos, libros, revistas, radios, televisores, películas y los primeros sitios web encajan en este marco, lo que permite a los propietarios de estos activos transmitir su mensaje a gran escala.

Con grandes cantidades de infraestructura requerida para imprimir libros o transmitir programas de noticias de televisión, se necesitó capital o conexiones para obtener acceso. Por esta razón, las grandes corporaciones y los gobiernos solían ser los guardianes y los ciudadanos comunes tenían una influencia limitada.

Atributo Descripción
📡 Flujo de información De una sola mano
💰 Barreras de Entrada Muy alto
📰 Distribución Controlado por empresas de medios de comunicación y el gobierno
🏆 Incentivo Para lanzar una red amplia y no alienar a los espectadores o anunciantes.

Es importante destacar que estos medios solo permitían la comunicación unidireccional, lo que significa que podían transmitir un mensaje, pero el público en general estaba restringido en la forma en que podían responder (es decir, una carta al editor o una llamada telefónica a una estación de radio).

Ola 2: Medios conectados

Innovaciones como la Web 2.0 y las redes sociales cambiaron el juego.

A partir de mediados de la década de 2000, las barreras de entrada comenzaron a desvanecerse y finalmente se volvió fácil y gratuito para cualquier persona transmitir su opinión en línea. A medida que Internet explotó con el contenido, clasificarlo se convirtió en el problema número uno a resolver.

Para bien o para mal, los algoritmos comenzaron a alimentar a las personas con lo que amaban, para que pudieran consumir aún más. El efecto dominó de esto fue que todos los que competían por los globos oculares de repente se encontraron optimizando el contenido para tratar de «ganar» el juego del algoritmo para obtener viralidad.

Atributo Descripción
📡 Flujo de información bidireccional
💰 Barreras de Entrada Muy bajo
📰 Distribución Controlado por empresas tecnológicas y algoritmos
🏆 Incentivo Para lanzar una red estrecha, para involucrar y movilizar a una audiencia específica

El contenido viral suele ser atractivo e interesante, pero tiene sus ventajas y desventajas. El contenido se puede hacer artificialmente atractivo mediante el sensacionalismo, el uso de clickbait o jugando con los hechos. Puede ser ultra dirigido para resonar emocionalmente dentro de una burbuja de filtro en particular. Puede diseñarse para enfurecer a un determinado grupo y movilizarlo hacia la acción, incluso si es extrema.

A pesar de los muchos beneficios de los medios conectados, estamos viendo más polarización que nunca en la sociedad. Los grupos de personas no pueden relacionarse entre sí ni discutir temas, porque ni siquiera pueden ponerse de acuerdo sobre hechos básicos.

¿Quizás lo más frustrante de todo? Muchas personas no saben que están en lo profundo de su propia burbuja en la que solo reciben información con la que están de acuerdo. No saben que existen otros puntos de vista legítimos. Todo es blanco y negro, y el pensamiento gris es cada vez más raro.

Ola 3: Medios de datos

Entre 2015 y 2025, la cantidad de datos capturados, creados y replicados globalmente aumentará en 1,600%.

Por primera vez en la historia, una cantidad significativa de datos se está convirtiendo en «código abierto» y está disponible para todos. Ha habido avances masivos en cómo almacenar y verificar datos, e incluso ahora se puede rastrear la propiedad de la información en la cadena de bloques. Tanto los medios como la población se están volviendo más alfabetizados en datos, y también se están dando cuenta de los inconvenientes sociales derivados de los medios conectados.

A medida que surge esta nueva ola, vale la pena examinar algunos de sus atributos y conectar conceptos con más detalle:

  • Transparencia:
    Los usuarios alfabetizados en datos comenzarán a exigir que los datos sean transparentes y que se originen en fuentes objetivas y confiables. O si una fuente no es sólida como una roca, los usuarios exigirán que las limitaciones de la metodología o los posibles sesgos se revelen y discutan abiertamente.
  • Verificabilidad y Confianza:
    ¿Cómo sabemos que los datos mostrados son legítimos y de buena fe? Las plataformas y los medios querrán demostrar cada vez más a los usuarios que los datos han sido verificados, volviendo a la fuente original.
  • Descentralización y Web3:
    Cualquiera puede aprovechar grandes cantidades de datos públicos disponibles en la actualidad, lo que significa que los informes, análisis, ideas y conocimientos pueden provenir de un conjunto cada vez mayor de actores. Web3 y los libros de contabilidad descentralizados nos permitirán brindar confianza, atribución, responsabilidad e incluso propiedad del contenido cuando sea necesario. Esto puede eliminar al intermediario, que a menudo son grandes empresas de tecnología, y puede permitir a los usuarios monetizar su contenido de manera más directa.
  • Narración de datos
    La creciente alfabetización de datos y la explosión de la narración de datos es un enfoque clave para dar sentido a grandes cantidades de datos, mediante la combinación de visualización de datos, narrativa y conocimientos poderosos.
  • Economía del creador de datos:
    Los datos democratizados y el auge de la narración se cruzan para crear un nuevo ecosistema potencial para los narradores de datos. Esto es cada vez más en lo que nos enfocamos en Visual Capitalist, y lo alentamos a apoyar nuestro proyecto Kickstarter en este (solo quedan 6 diasen el momento de la publicación)
  • Ecosistema abierto:
    Así como el código abierto ha revolucionado la industria del software, comenzaremos a ver más y más datos disponibles en general. En algunos casos, los incentivos pueden pasar de mantener la propiedad de los datos a sacarlos a la luz para que otros puedan usarlos, mezclarlos y publicarlos, y atribuirlos a la fuente original.
  • Datos > Opinión:
    Los medios de datos tendrán un sesgo hacia los hechos sobre la opinión. Se trata menos de expertos, sesgos, giros y decirles a los demás lo que deberían pensar, y más de permitir que una población cada vez más alfabetizada en datos tenga acceso a los hechos y desarrolle su propia opinión matizada sobre ellos.
  • Estándares de datos globales:
    A medida que los datos continúen proliferando, será importante codificarlos y unificarlos cuando sea posible. Esto conducirá a estándares globales que facilitarán aún más su comunicación.

Primeros pioneros de los medios de datos

El ecosistema de medios de datos apenas está comenzando a emerger, pero aquí hay algunos pioneros que nos gustan:

  • Nuestro mundo en datos:
    Dirigido por el economista Max Roser, OWiD está haciendo un excelente trabajo al fusionar datos económicos globales en un solo lugar y facilitando que otros remezclen y comuniquen esos conocimientos de manera efectiva.
  • Estados UnidosDatos:
    Fundada por Steve Ballmer de Microsoft, la fama de ser una fuente no partidista de datos del gobierno de EE. UU.
  • FREDO:
    Esta herramienta del Banco de la Reserva Federal de St. Louis es solo un ejemplo de muchas herramientas que han surgido a lo largo de los años para democratizar datos que antes eran propietarios o de difícil acceso. Otras herramientas similares han sido creadas por el FMI, el Banco Mundial, etc.
  • Cinco Treinta y Ocho:
    FiveThirtyEight utiliza análisis estadísticos, periodismo de datos y predicciones para cubrir política, deportes y otros temas de una manera única.
  • Datos de flujo:
    En FlowingData, el experto en visualización de datos Nathan Yau explora una amplia variedad de temas de datos y visualización.
  • Periodistas de datos:
    Hay increíbles periodistas de datos en publicaciones como The Economist, The Washington Post, The New York Times y Reuters que están aprovechando los comienzos de lo que es posible. Muchas de estas publicaciones también pusieron a disposición gratuitamente su trabajo sobre el COVID-19 durante la pandemia, lo cual es ciertamente encomiable.

El crecimiento del periodismo de datos y el surgimiento de estos pioneros ayudan a darle una idea de los comienzos de los medios de datos, pero creemos que solo están rascando la superficie de lo que es posible.

Qué no son los medios de datos

En cierto sentido, es más fácil definir qué no son los medios de datos.

Data Media no son expertos partidistas que discuten entre sí en un noticiero, y no son noticias falsas, desinformación o clickbait que están diseñados para generar clics fáciles. Los medios de datos no son una cámara de eco que solo refuerza los sesgos existentes. Debido a que los datos también son menos subjetivos, es menos probable que sean censurados de la forma en que los vemos hoy.

Los datos no son perfectos, pero pueden ayudar a cambiar las conversaciones que tenemos como sociedad para que sean más constructivas e inclusivas. ¡Esperamos que estés de acuerdo!

Continuar leyendo: Cada misión a Marte en una visualización